Psicoterapia

La psicoterapia es enfoque terapéutico y científico que busca la mejora de la salud integral a través del análisis de los pensamientos, emociones y comportamiento de la persona.

Psicoterapia para sanar y vivir más feliz

Psicoterapia para mejorar la calidad de vida

A partir de las manifestaciones psíquicas o físicas del malestar humano se promueven los cambios favorables, la motivación de logro y la integración del bienestar en la vida cotidiana.

El especialista, que puede inclinarse por uno u otro método según las necesidades del paciente, también puede tratar trastornos psicopatológicos, incluso a la par de la psiquiatría. Existen varias aproximaciones como las humanistas, las conductuales, las emotivas, las constructivistas o las dinámicas.

En todos los casos la interacción terapeuta-paciente es absolutamente privada y libre de juicios, de modo que la persona pueda desplegar sus facetas más reprimidas y limitantes para lograr trascenderlas. Según el motivo de consulta se ajusta el objetivo de la terapia. La duración y la asiduidad de la misma también cambian de acuerdo a las particularidades de cada paciente.

¿Quién debería aproximarse a la psicoterapia?

No existen requisitos de edad, género o condiciones de vida. Cualquier persona que sienta que necesita realizar un cambio o sanar algo es candidato. La variedad de terapeutas es enorme, así como los enfoques particulares. Cada especialista puede variar en su protocolo, pero el objetivo siempre es buscar el bienestar.

Algunas personas recurren a la psicoterapia porque han estado tristes demasiado tiempo, ansiosas o molestas. Otros casos pueden buscar ayuda en la psicoterapia frente a la amenaza de una enfermedad crónica o terminal. Se pueden atender problemas de pareja, familiares o con los hijos.

Beneficios:

  • La psicoterapia libera bloqueos emocionales y frena el autosabotaje. Se hacen conscientes los patrones de aproximarse a las relaciones interpersonales, al trabajo y a la vida en general.
  • A través de la psicoterapia es posible disminuir el estrés. La persona, que quizá se sentía sola, encuentra en el especialista una presencia que le escucha. Por el simple hecho de ser atendido se puede sentir más en calma.
  • Mejora el autoestima y la motivación de logro. Es posible romper adicciones, relaciones tóxicas o situaciones peligrosas.
  • Brinda las herramientas necesarias para el manejo de crisis. Otorga mayor claridad mental y emocional, necesarias para tomar decisiones asertivas.
  • Gracias a la psicoterapia se pueden sanar heridas que una persona arrastra desde la infancia. A través del diálogo y la apertura se puede acceder a sentimientos que yacen latentes, pero que de alguna forma siguen operando.

Encuentra el mejor profesional de Psicoterapia

y explora tu camino de bienestar

 

Comenzar

Centro de preferencias de privacidad

¿Quieres cerrar tu cuenta?

Se cerrará tu cuenta y todos los datos se borrarán de manera permanente y no se podrán recuperar ¿Estás seguro?